viernes, 27 de agosto de 2010

El Canon y la Sola Scritura


Hace tiempo leí en internet los escritos de un católico apologista que escribía contra la Sola Scritura y hay dos frases que resumen todos sus argumentos: “La iglesia es quien determina el canon” y “La iglesia es la madre del canon”, no hay mejor resumen que este que describa mejor la controversia respecto a la autoridad de las Escrituras con la iglesia católica.




Contra esto quiero presentar 2 puntos:
1.- La Iglesia es quien descubre el canon.
2.- La Iglesia es hija del canon.

La Iglesia es quien descubre el canon
Dios fue quien hizo el canon, por lo tanto el definió que libros son los que son inspirados y cuáles no, ya que solo inspiro algunos y no todos los libros, esto queda demostrado por el siguiente silogismo:
1.- Dios inspiro algunos libros.
2.- No todos los libros son inspirados.
3.- Por lo tanto Dios hizo y definió el canon, no el hombre.
Mientras se escribían los libros del NT fue el pueblo de Dios que empezó a aceptarlos, no un concilio o una decisión de magisterio católico.




Este hecho está comprobado en que antes de que los concilios locales de Hipona y Cartago comentaran respecto el canon del NT, Atanasio de Alejandría nos dio la lista completa del NT y comenta que esta es la que se acepta generalmente por los cristianos.
Es la iglesia quien descubre el canon, no quien lo define.
Erwin W. Lutzer comenta lo siguiente:

“Los protestantes enfatizan que un libro tiene o no autoridad inherente; viene de Dios o no. Si una carta fuera escrita por Abraham Lincoln seria autentica aunque los historiadores no la reconocieran como tal. Y si no fuera escrita por él, todos los concilios y pronunciamientos de los hombres no podrían hacer que fuera de su puño y letra. Lo mejor que podemos hacer es examinar la carta para intentar determinar si Lincoln fue el autor” Erwin W. Lutzer, “Siete razones para confiar en la Biblia” (Editorial Portavoz 2010) p. 153.

En otras palabras si un libro es inspirado por Dios es autoritativo aunque la iglesia no lo aceptara, de ahí que la decisión “oficial” católica no tiene ninguna autoridad.
Una cosa es la autoridad que tiene un libro en concreto y el reconocimiento de esa autoridad, esto último le toca a la iglesia.
Hay dos ejemplos de lo que he hablado hasta ahora en las Escrituras. Pedro confirmo la autoridad de los escritos de Pablo y los puso al mismo nivel que las Escrituras del AT, no hubo una decisión y se dijo este ahora es un libro inspirado y todos lo aceptaran, solo se reconoció lo que ya era obvio por todos los cristianos:
15 Tengan presente que la paciencia de nuestro Señor significa salvación, tal como les escribió también nuestro querido hermano Pablo, con la sabiduría que Dios le dio.16 En todas sus cartas se refiere a estos mismos temas. Hay en ellas algunos puntos difíciles de entender, que los ignorantes e inconstantes tergiversan, como lo hacen también con las demás Escrituras, para su propia perdición.”
2 Pedro 3:15-16.

Pablo de igual manera cito a Lucas 10:7 como inspirado y palabra de Dios:
18 Pues la Escritura dice: «No le pongas bozal al buey mientras esté trillando»,[a] y «El trabajador merece que se le pague su salario».”
1 Tito 5:18
“Un libro no es la Palabra de Dios porque fue aceptado por el pueblo de Dios. Más bien, fue  aceptado por el pueblo de Dios porque es la palabra de Dios. Esto significa que Dios le da el libro su autoridad divina, y no el pueblo de Dios. Ellos solo reconocen la autoridad divina que Dios le da”


La Iglesia es hija del canon.
A esto comentan los católicos ya que el canon se definió mucho tiempo después los primeros cristianos no tenían Biblia así que el principio de la Sola Scritura es falso.
Sin embargo este razonamiento es incorrecto porque los primeros cristianos si tenían un canon funcional, esto quieren decir, algunos libros fueron aceptados como autoritativos incluso cuando otros aun no habían sido escritos.
No solo eso ellos contaban con el AT donde el principio de la Sola Scritura ya estaba establecido: “No añadiréis a la palabra que yo os mando, ni disminuiréis de ella, para que guardéis los mandamientos de Jehová vuestro Dios que yo os ordeno” Deuteronomio 4:2
Pero más importante aun Jesús les encargo a sus discípulos que transmitieran la verdad que él les había enseñado: “Os he dicho estas cosas estando con vosotros. Mas el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviara en mi nombre, el os ensenara todas las cosas, y os recordara todo lo que yo os he dicho” Juan 14:25-26.
Vemos en las Escrituras que los cristianos primitivos se aferraban en las enseñanzas de los apóstoles:
“Y preservaban en la doctrina de los apóstoles, en la comunión unos con otros, en el partimiento del pan y en las oraciones” Hechos 2:42
De hecho esta fe fue dada solo una vez a la iglesia a través de los apóstoles como les había prometido Jesús:
“Amados, por la gran solicitud que tenia de escribiros acerca de nuestra común salvación, me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos” Judas 1:3
Vemos que Cristo enseño que sus discípulos se encargarían de transmitir lo que él había enseñado ¿Y donde están las enseñanzas que tenemos de los apóstoles? ¡Están en las Escrituras!
Por esa misma razón dice la Biblia:
Que la Iglesia se edifica “sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo la principal piedra del angulo Jesucristo mismo” Efesios 2:20
Solo la Biblia es inspirada por Dios:
“Toda Escritura es inspirada por Dios, y útil para ensenar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hombre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra” 2 Timoteo 3:16-17
Las Escrituras solas son inspiradas por Dios, no los concilios o los supuestos sucesores de los apóstoles.

“Alguien ha dicho que la Biblia es provechosa para
Doctrina, para que podamos saber lo que es correcto,
Reprobación, para que podamos corregirnos,
Corrección, para que podamos andar siempre correctamente,
Entrenamiento, para que podamos ser ejemplo de lo correcto”
Erwin W. Lutzer, “Siete razones para confiar en la Biblia” (Editorial Portavoz 2010) p. 158.

La Iglesia es hija del evangelio de Cristo, el es su fundador y el prometió a los apóstoles que el Espíritu Santo los ayudaría a transmitir lo que el enseño.
Solo en la Biblia tenemos las enseñanzas de Cristo y lo que sus apóstoles dejaron a la iglesia.
Siempre reto a los católicos con esta pregunta: ¿Me pueden dar la lista de tradiciones necesarias para ser salvos que nos dejaron los apóstoles? No pueden responder porque su iglesia no tiene dicha lista, curiosamente todo lo que tenemos de sus enseñanzas está en la Biblia.
A esto afirman los católicos que la Iglesia, no las Escrituras son “columna y baluarte de la verdad”  1 Timoteo 13:15. A esto respondo que es verdad que la iglesia es la columna y baluarte de la verdad como el medio en el que se entrega la verdad, pero la verdad es Cristo, no la Iglesia, y si la Iglesia se aleja de la palabra de Dios, deja de ser columna y baluarte de la verdad.

Nota: Una definición correcta.
¿Qué es y no es la Sola Scritura?
Este principio no sostiene que todo lo que Cristo enseño o lo que los apóstoles hicieron está en la Biblia, sino que todo lo que está en ella es necesario para salvación y para la vida cristiana, no es necesario el uso de tradiciones o revelación adicional.

2 comentarios:

  1. Que iglesia de Dios es la que existía y que ya aceptaba el canon?
    Si no hubiese el concilio declarado la lista oficial de los libros inspirados, tendríamos la biblia como la tenemos en la actualidad?
    Cuantos libros tenía la biblia cuanto fué declarado el canon oficial?
    Atanasio acaso no era uno de los santos católicos?
    Celebraba la Eucaristía, participaba de ella.
    Estan dando por validado un comentario de El, cuando el era uno de los cristianos que celebraba el culto, segun lo dejó establecido el Señor Jesus.
    Gracias a Dios, pertenezco a la iglesia que Cristo fundó, atacada, puesta en mal, blasfemada. Que bendición estar en el lugar correcto.
    Deseo mucha paz, a los creadores de este blog, y mucha sabiduría para que lleguen a salvarse y a conocer toda la verdad.

    ResponderEliminar
  2. Hola Angel,

    En primer lugar no era la iglesia catolica, porque el mismo concilio de Nicea muestra toda una lista de los credos cristianos de la epoca y no vemos ninguna doctrina catolica en ella.

    Basta hechar un vistazo al credo apostolico donde se resumen las enseñanzas que los cristianos antiguos consideraban como necesarias para la Iglesia de Cristo, y ninguna doctrina catolica, solo vemos 100% enseñanza biblica que tenemos como base los evangelicos.

    El concilio no importa, porque Cartago e Hipona contradicen a Trento, y todos esos concilios se respaldan por la autoridad de la misma iglesia.

    Ademas como comente ya teniamos la lista de libros aceptados por los cristianos antes de esos concilios.

    Estas equivocado si piensas que Atanasio esta en la linea catolica.

    Tambien los ortodoxos celebran la eucaristia y no son catolicos.

    Saludos,

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...